Qué fue primero, ¿la gallina o el gusano?

A primera vista parecen no tener nada en común, pero ahora Omlet revela en exclusiva que las lombrices bien pueden ser el eslabón perdido que faltaba para aclarar de una vez por todas cómo el pollo salió del huevo.

A todos los que pensaban que era un poco raro que de repente y milagrosamente un huevo se transformase en pollo, ¡sospechábais bien! Resulta que nos habíamos perdido algo, estaba literalmente ¡bajo nuestros pies todo el tiempo!

Hay claras evidencias. Las similitudes entre los pollos y los gusanos son las siguientes:

  • Las lombrices no tienen dientes.
  • Las lombrices tienen buche y molleja.
  • Las lombrices ponen huevos (no se recomiendan para cocinar).
  • A las lombrices les gustan los gusanos (a los pollos les gustan los gusanos, pero el sentimiento no es mutuo).
  • Las lombrices comen los desechos de la cocina.
  • Los excrementos de lombriz son un gran fertilizante.

Así que, aparte del hecho de que no tienen plumas, alas o patas, las lombrices son casi idénticas a los pollos y son una excelente adquisión para tu jardín (aunque es preferible mantenerlas lejos de tus pollos y gallinas, por si no se llevan bien).

Customer Images

Comentarios

There are no comments just yet

Dejar un Comentario

¡Consigue el Newsletter de Omlet!

Cerrar

Inscríbete para conocer las últimas noticias, ofertas especiales, concursos y mucho más. ¡Totalmente gratis!